LOS 10 PUEBLOS MÁS BONITOS DE ALICANTE » Entornos fascinantes

La comunidad de Valencia tiene mucho que ofrecer tanto a turistas como a locales, y hoy queremos mostrarte algunos de los pueblos más bonitos de Alicante, una provincia que te cautivará.

Altea

PUEBLOS DE ALICANTE-Altea

Uno de los pueblos alicantinos que no puedes perderte si piensas viajar a España es Altea, una preciosa localidad situada a orillas del Mediterráneo, junto a la Sierra de Bernia, perteneciente a la comarca de la Marina Baja.

En ella, destaca su casco antiguo, con sus blancas calles repletas de tiendas artesanas y de exquisitos restaurantes donde degustar la gastronomía tradicional.

Entre los lugares de interés que merece la pena visitar, se encuentran la iglesia Parroquial de Nuestra Señora del Consuelo, la Torre de la Galera, el Museo Casal del Festero y el Museo del Mar.

 Polop de la Marina

PUEBLOS DE ALICANTE-Polop de la Marina

Otro de los pueblos más bonitos de Alicante es Polop de la Marina, una hermosa villa situada en el interior de la provincia, en la comarca de la Marina Baja.

Su patrimonio comprende obras de gran relevancia como lo son el Castillo y la muralla medieval, la Iglesia de San Pedro, el Santuario de la Divina Aurora y las famosas Fuentes de Polop.

Todas las casas que conforman su casco histórico son simplemente encantadoras, especialmente las de la Calle Nueva, que le dan un aire muy pintoresco al lugar, con su colorido y sus balcones repletos de flores.

 Calpe

PUEBLOS ALICANTE-Calpe

Si buscas un destino de mar, este rinconcito alicantino puede ser lo que buscas, pues cuenta con preciosas y atractivas playas, así como espacios naturales encantadores como Las Salinas, La Forat del Mar y el Parque Natural del Peñón.

En este pueblo, llama la atención el Peñón de Ifach, una piedra de 332m de altura que se ha convertido en un ícono de la Costa Blanca. Además, destacan monumentos como el Castillo-Fortaleza, los Baños de la Reina, la Iglesia de Nuestra Señora de las Nieves y la Ermita de San Juan de la Cometa, todos ellos lugares imprescindibles que debes conocer.

 Guadalest

PUEBLOS ALICANTE-Guadalest

Volviendo al interior de la provincia, nos encontramos con otro de los pueblos más bonitos de Alicante, como lo es Guadalest, una villa de la comarca de la Marina Baja que ha sido declarada Conjunto Histórico-Artístico.

Entre los sitios de interés que comprende este poblado se encuentran el Castillo de San José, el Castillo de la Alcozaiba, la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción y la famosa Casa Orduña.

Asimismo, vale la pena visitar los 8 museos de la pequeña localidad, entre ellos el Museo de Microminiaturas, donde verás a la Maja Desnuda de Goya pintada en el ala de una mosca.

 Jávea

PUEBLOS ALICANTE-Jávea

Ubicado al norte de la provincia, en la comarca de la Marina Alta, se encuentra este encantador pueblo costero, cuyo patrimonio histórico resulta digno de admirar.

Entre sus obras más significativas se encuentran las iglesias de San Bartolomé y de Nuestra Señora de Loreto, el Monasterio de la Virgen de los Ángeles y los molinos.

Además de estos monumentos, Javea dispone de playas preciosas y lindas calitas, así como de fascinantes espacios protegidos, como los del Parque Natural del Montgó o la Reserva Marina del Cabo de San Antonio, perfectos para relajarse y conectar con la naturaleza.

 Biar

PUEBLOS ALICANTE-Biar

De nuevo en el interior de Alicante, nos encontramos con otro de sus pueblos más lindos, como lo es Biar, una atrayente localidad de la comarca de Alto Vinalopó, rodeada por los montes de Sierra Mariola que brindan una vista fenomenal y por hermosos parajes naturales, como los del Pi de la Tosquera y El Pantano de Biar.

Su legado histórico-artístico se compone de obras como el Castillo, las ermitas de los Santos de la Piedra, de Santa Lucía, de Roser y de San Ramón. A estos monumentos se suman la Iglesia de la Asunción, el Convento de Capuchinos y el Acueducto Ojival.

 Denia

PUEBLOS DE ALICANTE-Denia

Al norte de la provincia, en la comarca de la Marina Alta, se encuentra Denia, otro de los pueblos más bonitos de Alicante, que se ha convertido en uno de los puntos más visitados de la Costa Blanca y de España en sí, gracias a sus extraordinarias playas y calitas, y a sus diversas opciones de entretenimiento.

Allí, merece la pena visitar las iglesias de la Asunción y de San Antonio, así como las ermitas de San Juan y de Santa Paula, la Torre de la Almadraba y la Torre del Gerro, entre muchos otros lugares que te mantendrán ocupado y maravillado.

 Sax

PUEBLOS ALICANTE-Sax

Otro de los pueblos que hay que ver en el interior de Alicante es Sax, un rinconcito de la comarca del Alto Vinalopó que se encuentra ubicado junto a la Sierra de Cabreras y la de Cámaras.

En tu visita a esta localidad, te recomendamos conocer la Iglesia de la Asunción, las ermitas de San Blas y de la Soledad, y el Escudo de la Inquisición, así como pasarte por sus increíbles espacios naturales, como por ejemplo el extenso bosque de pinos, mejor conocido como El Plano, o La Torre con su encantadora ermita consagrada a San Pancracio.

 Petrer

PUEBLOS DE ALICANTE-Petrer

Petrer es un lindo pueblecito que tiene lugar en el interior de la provincia alicantina, en la comarca del Medio Vinalopó.

Llama la atención por su extraordinario patrimonio histórico-cultural, el cual abarca obras como el Castillo-Fortaleza, el Acueducto de San Rafael, la Iglesia de San Bartolomé, las ermitas de San Bonifacio y del Santísimo Cristo del Monte Calvario.

Asimismo, destacan sus atractivos jardines, parques y plazas, como el Parque de Cervantes, el Jardín de la Explanada, los Jardines de Juan Carlos I, el Parque Municipal El Campet y la Plaza España.

 Teulada – Moraira

PUEBLOS ALICANTE-Teulada Moraira

Para cerrar con broche de oro, nos vamos a un municipio alicantino conformado por dos núcleos: Moraira, en la costa, y Teulada, en el interior.

Esta localidad se encuentra rodeada de hermosos parajes naturales, como Punta de Moraira y Morro del Castellar, que le otorgan gran parte de su indescriptible belleza.

Además, dispone de edificios y obras de interés como el Castillo de Moraira, la Torre de Cap d’Or, la Iglesia de Santa Caterina y las ermitas de la Divina Pastora, de la Font Santa y de Sant Vicent Ferrer.

Estos han sido apenas 10 de los pueblos más bonitos de Alicante, pero aún hay muchos más aguardando por ti en esta hermosísima provincia de España.