SAGUNTO » Una linda villa valenciana con más de 2000 años de historia

En esta oportunidad, nos vamos de paseo a la Comarca del Campo de Murviedro, donde iremos a visitar una hermosa ciudad con más de 2000 años de historia y grandes monumentos. Estamos hablando de Sagunto, a orillas del río Palancia.

Allí conoceremos de primera mano todo un conjunto histórico y artístico, representado en su Castillo y magnífico Teatro Romano, así como las huellas que dejaron las diversas culturas romanas y medievales, a lo largo de las calles en su casco histórico.

¿Por qué visitar Sagunto?

Los diversos restos arqueológicos, y las fascinantes estructuras romanas, son el legado de esta espléndida urbe, que conjuga lo moderno con lo antiguo en perfecta armonía.

Disfrutar mientras caminamos por sus calles descubriendo aquellos rincones, en los cuales sus pobladores hicieron vida y dieron forma a la cultura que se desarrolló en estas tierras “saguntinas”, no deja de ser placentero.

Imaginar cómo fue la vida en el Castillo, o las performances que se dieron en el antiguo Teatro Romano, ponen a volar nuestra agudeza emocional, lo cual nos inspira a seguir andando por estas calles de Sagunto, un pueblo de Valencia.

Monumentos y sitios de interés

La vuelta al pasado remoto la iniciamos al visitar el Castillo, ubicado en la zona más alta, en la Sierra de Calderona, custodiando a este poblado. Marcando el nacimiento de Sagunto como poblado, pero del mismo sólo quedan grandes vestigios, visibles desde lejos.

Lo rodea una larguísima muralla, y en el interior de esta gran Fortaleza está la Plaza de Armas, así como otras 6 inmensas Plazas, como la de Dos de Maig¸ dels Estudiants, o de Sant Ferrán, entre otras.

Su majestuosidad es tal, que se comenta que hasta el mismísimo Aníbal o el Cid Campeador, estuvieron por acá.

Su entrada permite también el acceso al Teatro Romano, erigido en el Siglo I; con un aforo de hasta 4000 personas, actualmente restaurado.

Ya saliendo del Castillo, vamos andando hacia la zona más antigua de la ciudad y encontramos la Ermita de la Purísima Sangre, o Ermita de la Sang, siendo ésta la más importante, y cuya fachada es muy hermosa.

Muy cerca, la Ermita de la Virgen de los Dolores, de construcción simple; y en la Carrer del Castell, nos encontramos la Ermita de Santa María Magdalena, otro pequeño y sencillo templo, que se encuentra justo al lado de uno de los arcos de piedra del barrio judío.

Y allí accedemos a la antigua judería, lugar que se mantiene prácticamente igual, con sus calles estrechas y rincones que no llevan a ninguna parte, tal como la vivían sus primigenios moradores.

Regresamos a la Calle del Castillo, y llegamos al Museo Histórico de Sagunto, que completa una ruta sin igual: la judería, el Castillo y el Teatro Romano.

En este Museo, edificio del Siglo XIV, se muestran las piezas arqueológicas recogidas en la ciudad y su castillo, siendo la más importante una pieza del Siglo IV AC, el Toro Ibérico.

Otros lugares de Sagunto que debes conocer

Recorrer esta ciudad de Valencia resulta muy fascinante, ya que nos faltará tiempo y ojos para deleitarnos con este viaje al pasado.

Por la Carrer del Sagrari, debemos pararnos a contemplar el Templo de Diana, otro de los restos de muro más antiguos de esta urbe. Recientemente se encontraron, tras excavaciones, los restos de un aljibe, y un enlosado que probablemente sea una calzada.

Si damos algunos pasos llegamos a la Casa del Berenguer, antiguo Palacio convertido en Centro de Interpretación, y además tiene un pequeño Museo con restos arqueológicos.

Y en la Carrer del Sagrari, en la Plaza Mayor llegamos a la Iglesia de Santa María, también considerada la Iglesia Mayor de la Vila. En sus cimientos están los restos de la Mezquita Mayor; al iniciar su construcción por 1334, y a lo largo de los años se fueron construyendo otras partes de la misma que le dan la forma actual.

La Calle Huertos, guarda otro tesoro: un trozo de muro, de lo que fue el Circo de Sagunto, cuya fecha data del Siglo II. Se presume que está enterrado, y sólo se puede observar una de las puertas de acceso.

Gastronomía y Festividades en Sagunto

En su cocina, la comida por excelencia es la paella, aunque cualquier plato preparado con arroz como el arroz negro o el arróz a banda, también son exquisitos. Asimismo son autóctonos los potajes de garbanzos o la olla de carne.

Igualmente, la alegría desborda las calles de Sagunto al momento de celebrar sus festividades más típicas. En el mes de marzo, las conocidas Fallas llenan de ruido y pólvora las calles; la Semana Santa, se conmemora con mucha devoción, mientras que en julio son las Fiestas Patronales a favor de San Senén y San Abdón, así como a la Virgen del Buen Suceso.

En octubre se llevan a cabo las ferias medievales con los Moros y Cristianos, durante la fiesta de la Virgen del Remedio.

Caminar por estas calles milenarias, poder escuchar las piedras que sostienen las antiguas edificaciones, respirar ese aire medieval, y transitar por el corazón de Sagunto, nos hace sentir que ese pasado quiere trascender, como lo ha hecho, y siempre mira con optimismo hacia el día siguiente, hacia el futuro.

Calificación del lugar

0
0,0 valoración
0 de 5 estrellas (basado en 0 reseñas)
Excelente0%
Muy buena0%
Media0%
Mala0%
Muy mala0%

Opiniones

No hay reseñas todavía. Sé el primero en escribir una.

➜ Añadir tu opinión sobre este lugar


Otros lugares turísticos cercanos



¡Comparte!


ALOJAMIENTOS EN SAGUNTO