VALDERROBRES » Una encantadora villa de la comarca del Matarraña

En un recorrido por los pueblos más bonitos de Teruel, resulta imposible ignorar a Valderrobres, una pintoresca localidad que, debido a su gran belleza y encanto, se ha ganado un merecido puesto en la Asociación de los Pueblos más Bonitos de España.

A continuación, te invitamos a descubrir qué ver y qué hacer en Valderrobres, incluyendo sus paisajes, su arquitectura, sus tradiciones y todo lo que caracteriza a este atractivo poblado del territorio turolense.

¿Por qué visitar Valderrobres?

La villa de Valderrobres se encuentra ubicada al suroeste de la provincia de Teruel, en la comarca de la Matarraña, y es considerada una de las más bonitas de esta provincia aragonesa, así como del territorio español.

Cuenta con extraordinarios espacios naturales que permiten la práctica de senderismo, piragüismo, escalada, espeleología y otros deportes de aventura, además de paseos a caballo o en bici, lo que le convierte en un destino ideal para los amantes del turismo de naturaleza.

También, dispone de un valioso patrimonio monumental, conformado por un atractivo casco urbano e interesantes edificios que abarcan ermitas de la época medieval, restos de antiguas fábricas y hasta un majestuoso castillo que corona la localidad, desde el cual se tienen vistas asombrosas sobre toda la comarca.

Pero más allá de su patrimonio natural y arquitectónico, Valderrobres destaca por sus fiestas y tradiciones, así como por la sabrosa gastronomía que se sirve sobre la mesa de sus bares y restaurantes, caracterizada por el uso de productos cárnicos de la mejor calidad y del aceite de oliva con D.O. del Bajo Aragón.

Sin dudas, hay más de un motivo para visitar Valderrobres, un pueblo de Teruel que desborda encanto por cada rincón.

Monumentos y sitios de interés

De los monumentos que hay por ver en el municipio, destaca el Castillo de Valderrobres, una majestuosa fortaleza de estilo gótico que custodia la localidad, declarada Monumento Nacional en el año 1931. A este edificio se suman la Iglesia de Santa María La Mayor, la cual forma un conjunto indisoluble con el castillo, siguiendo el tradicional estilo gótico de la Corona de Aragón, y el edificio del Ayuntamiento, inspirado en el Ayuntamiento de Alcañiz y situado en la plaza de entrada a la fortificación medieval.

Otro lugar de interés es el Museo de Valderrobres, un interesante centro expositivo que acostumbra visitarse junto con la iglesia y el castillo, cuyas salas presentan paneles y maquetas de algunos de los edificios más simbólicos de la comarca de la Matarraña, además de una tienda de productos típicos de la región.

Del casco urbano del pueblo destacan los restos de las murallas que le rodeaban, así como el Puente de piedra que recibe a todo el que visita la localidad, y el Portal de San Roque, el cual solía cerrar el acceso principal a través del puente.

Asimismo, llaman la atención El Palau, de estilo gótico, la Fonda de la Plaza, la antigua Cárcel medieval y las ruinas del Torreón de Valentinet.

Otros lugares de Valderrobres que debes conocer

Más allá de los monumentos y sitios de interés que antes mencionamos, en Valderrobres existen otros lugares igual de atractivos que conviene tener en cuenta a la hora de hacer un recorrido. Uno de ellos es el Observatorio de Aves “Mas de Bunyol”, una magnífica instalación, ubicada en el término de la localidad, desde donde se pueden observar centenas de buitres leonados cada día.

No hay que olvidar las numerosas rutas senderistas que discurren por la localidad, entre ellas la Ruta La Fresneda-Valderrobres, Abeto de la Central de Boné, La Carrasca del Morro Badat, Ruta Fuentespalda-Valderrobres, la Ruta Cretas-Valderrobres, la Ruta Valderrobres-Torre del Compte y la Ruta Beceite-Valderrobres.

Festividades y gastronomía en Valderrobres

Entre las fiestas y eventos culturales que tienen lugar en esta villa turolense, destacan la fiesta de San Antonio Abad, el 17 de enero, las fiestas patronales de Valderrobres, celebradas entre el 14 y el 19 de agosto, y la Romería de los Santos en honor a San Abdón y San Senén, el domingo anterior a las fiestas patronales del 14 de agosto.

Asimismo, tienen lugar en el pueblo numerosas ferias, como por ejemplo la Feria de Mayo, celebrada durante el primer fin de semana de ese mes, y la Feria de Septiembre, celebrada durante el primer fin de semana del mismo mes.

Por su parte, en lo que respecta a la cocina tradicional, tiene especial protagonismo la carne, que se usa para preparar platillos como el ternasco al horno, uno de los más conocidos de toda la región. También, son bien valorados el conejo, el cabrito, la codorniz y la perdiz, al igual que los embutidos típicos de la zona, como la morcilla, el chorizo y la longaniza.

De su repostería, son famosos los carquiñols, los almendrados, las casquetas y el pan durmiendo, éste último muy especial durante la Semana Santa.

Como ves, Valderrobres es de esos pueblos con encanto que no hay que perder de vista en un recorrido por Teruel, pues se trata de uno de los pueblos más bonitos de la provincia y de España también.


¡Comparte!