▷ PARQUE NATURAL DEL ALTO TAJO » Qué Ver y Hacer

Compartir Compartir en Facebook Compartir en Pinterest Compartir en Twitter Compartir en Whatsapp

El Parque Natural del Alto Tajo está situado entre las provincias de Guadalajara y Cuenca, en España. Está formado por una enorme red de barrancos naturales en la cabecera del río Tajo y sus afluentes que discurren por estas provincias, así como por los inmensos bosques que los rodean, presentando una gran variabilidad climática, geográfica y geológica.

Qué ver en el Parque Natural del Alto Tajo

La red hidrográfica ha esculpido la topografía actual. Destacan las formas singulares de las laderas, como los cuchillos, las agujas y los monolitos de los acantilados de caliza y arenisca roja, así como los cañones y las gargantas de los ríos.

Parque Natural del Alto Tajo

Parque Natural del Alto Tajo. Original por David Ramalleira Giner. Flickr. Modificaciones por EspanaViajar.

Todo ello contribuye a la mayor red continua de cañones y gargantas de Castilla-La Mancha. También son significativas las marismas con vastas plantaciones de enebro. Alberga el 20% del total de las especies de flora ibérica.

En los bosques de pinos y riberas del parque podemos ver aves rapaces, pequeños animales, reptiles, nueve especies de anfibios y siete especies de peces autóctonos, debido al excepcional estado de conservación del parque.

Es uno de los últimos refugios que quedan para animales en peligro crítico de extinción, como el águila perdicera. Las águilas reales, los halcones peregrinos, los alimoches, los buitres leonados y los búhos reales tienen grandes poblaciones de rapaces rupícolas en los acantilados que coronan las gargantas del río.

Sus vistas inspiraron a José Luis Sampedro para crear “El río que nos lleva”, una novela sobre el trabajo de los gancheros del Tajo.

Desde el año 2000 está designado como Parque Natural del Alto Tajo. El río Tajo pasa por muchos municipios a lo largo de su salvaje recorrido, como Peralejos de las Truchas, Poveda de la Sierra con su famoso Salto de Poveda de 20 metros de altura, Peñalén y su antiquísimo puente de piedra, Zaorejas con el cercano puente de San Pedro, donde el río Gallo desemboca en el Tajo, y el Hundido de Armallones.

Información de interés

El parque tiene una extensión total de 105.721 hectáreas, con otras 68.824 hectáreas de territorio protegido a su alrededor. Parte o la totalidad del territorio de hasta 44 municipios de Cuenca y Guadalajara están incluidos en ambas categorías.

Incluye la cabecera del río Tajo, así como varios afluentes directos e indirectos como los ríos Cabrillas, Bullones, Gallo, Arandilla, Salado, Ablanquejo, Hoz Seca y Tajuelo.

Qué hacer en el Parque Natural del Alto Tajo

Parque Natural del Alto Tajo
Parque Natural del Alto Tajo. Foto por Davide Zanchettin. Flickr.

Si por algo es conocida esta zona es por su riqueza geográfica y biológica, ambas muy protegidas. Si se tienen en cuenta los impresionantes paisajes y el enorme potencial educativo de muchas de las rocas y enclaves del parque, es fácil ver por qué este parque natural es excelente para un sinfín de rutas y paseos que proporcionarán a los turistas una experiencia única e inolvidable.

El piragüismo, el submarinismo y los quads son algunas de las actividades disponibles para los viajeros activos.

Rutas por el Parque Natural del Tajo

Ruta por el desfiladero de la Virgen de la Hoz

En esta ruta recorreremos las gargantas de los ríos Gallo, Tajo y Arandilla. Es un sendero circular con ramificaciones que van a lugares pintorescos y miradores. Salvo el ramal que lleva a la Virgen de Montesinos, en el que se fomenta el uso de la bicicleta, es bueno para ir en bicicleta y/o en coche.

  ▷ MAPA TURÍSTICO DE GUADALAJARA » Lugares destacados

A lo largo de nuestro camino se pueden ver hermosos bosques de llanura aluvial en los fondos del valle y colinas cubiertas de pinos y quejigos. Se verán numerosas aves rupestres, como buitres, alimoches, águilas reales y halcones peregrinos. La excursión comienza en el Centro de Interpretación de Corduente y es una ruta circular de 37 kilómetros con la opción de visitar el Barranco de la Virgen de Montesinos y el Puente de San Pedro.

Ruta de los miradores del Tajo

Esta ruta sigue un camino que lleva a tres miradores con vistas al río Tajo y al río Cabrillas. Esta ruta conecta las comunidades de Lebrancón y Taravilla y es excelente para el cicloturismo. Es un lugar estupendo para la observación de aves (buitres, alimoches, águilas reales, halcones peregrinos, roqueros solitarios, roqueros rojos, zorzales piquirrojos y grajillas), así como para contemplar las espectaculares vistas de las hoces del río. Tiene una longitud de 51 kilómetros si se visitan todas las vistas.

Parque del Alto Tajo
Parque del Alto Tajo. Foto por Davide Zanchettin. Flickr.

Ruta de la Muela

Se trata de una excelente ruta ciclista. Discurre por bosques de pino silvestres, con robles sésiles dispersos. El cañón del río Tajo, la Muela del Conde, el lago de Taravilla y los Altos de la Campana, así como la umbría de Belvalle, proporcionan unas vistas panorámicas impresionantes. Taravilla y Peralejos de las Truchas están conectados por esta ruta. Como tiene 35 kilómetros de longitud y no tiene fuentes intermedias, es necesario que lleves comida y bebida.

Ruta a la laguna de la Salobreja

La encantada ciudad de Orea, una impresionante estructura en la roca arenisca que veremos al inicio de la caminata, fue tallada por el agua y el viento. Cuando nos acercamos a la Laguna de la Salobreja, los bosques de pino y enebro dan paso a agrupaciones de olmos de montaña, sauces, fresnos, álamos, acebos y tejos. Este sendero de 14 kilómetros es apto para el senderismo y tiene un grado de dificultad moderado. Comienza cerca del pueblo de Orea.

El Parque Natural del Alto Tajo también está atravesado por tres senderos de gran recorrido, el GR-10, el GR-66 y el GR-113, así como por una red de senderos locales menores y nueve georutas.

La ruta de la Sierra

Esta ruta circular está prevista para ser completada en bicicleta en dos fases, la primera de 53 kilómetros y la segunda de 14,9 kilómetros. Los municipios serranos de Alcoroches, Checa y Orea son buenos lugares para iniciar esta ruta. Se encuentra en la región más oriental del Parque Natural de la Sierra.

Visita el Alto Tajo
Visita el Alto Tajo. Foto por Davide Zanchettin. Flickr.

El sendero conduce al punto más alto del parque, pasando por pinares con robles marojo, enebros y sabinas rastreras, y matorrales adaptados a los duros inviernos de la región. También hay varias turberas, que son enclaves de importancia botánica. Podemos ver una variedad de pájaros diminutos, buitres y, con suerte, águilas reales, ciervos o corzos en libertad.

Sendero por el Valle de las Maravillas

Se trata de una ruta de senderismo por el Valle de los Milagros que pasa por afloramientos de arenisca roja producidos por la petrificación de antiguos cauces de ríos, así como por impresionantes formaciones rocosas hechas por la erosión. El recorrido es de 12 kilómetros e incluye un sendero para bicicletas de 28,5 kilómetros. Comienza en la Riba de Saelices y continúa por la Cueva de los Casares, que presenta notables tallas del Paleolítico Medio. Como en esta ruta hay que cruzar el río Linares en numerosas ocasiones, es mejor hacerla cuando el río está bajo.

  ▷ ALCÁZAR REAL DE GUADALAJARA » Descubre Qué Ver

Ruta arroyo del Enebral

La ruta comienza en Orea y sigue la Cañada Real hasta el Cerro de San Cristóbal, el pico más alto del Parque Natural del Alto Tajo, con 1.861 metros. Caminamos por enormes praderas en las que podemos ver una gran variedad de especies de hongos, así como el “Río de las Piedras” de Orea, formado por miles de piedras angulares de cuarcita procedentes de los cerros y escarpes de la zona.

Si prestamos atención, podemos encontrar turberas con especies florísticas como plantas carnívoras junto al sendero. En cuanto a la fauna, asistimos a la fauna habitual de estos enormes bosques: se pueden ver herrerillos, carboneros, piquituertos, gavilanes y halcones sobrevolando la zona, así como algún que otro ciervo, ciervo rojo o gamo.

Ruta de las Veguillas

El sendero previsto atraviesa magníficos pinares con numerosos acebos y, en menor medida, tejos, donde podremos contemplar el valle recién formado del río Tajo y, si tenemos suerte, avistar un rebaño de cabras montesas.

El sendero se encuentra en la provincia de Cuenca, cerca del nacimiento del río Cuervo y de la enorme sierra de Molina, que pertenece al Real Señorío de Molina y su Tierra, en la provincia de Guadalajara. En un sentido, el recorrido es de 22 kilómetros. Comienza en el kilómetro 67 de la ruta CM-2106 entre Peralejos de las Truchas y Tragacete.

Alto Tajo en Guadalajara
Alto Tajo en Guadalajara. Foto por Davide Zanchettin. Flickr.

Ruta al Barranco del Horcajo

Podemos ver ciervos, gamos y corzos a lo largo de esta ruta si madrugamos lo suficiente. Podemos ver la increíble profundidad del desfiladero del Arroyo del Horcajo, que en su mitad inferior genera unas condiciones climáticas y de humedad peculiares que permiten que florezcan tilos, arces, acebos y tejos. El sendero tiene una longitud de 6,5 kilómetros y es algo duro, por lo que es adecuado para un viaje de tres horas. Comienza en el Puente del Martinete de Peralejos de las Truchas.

Fauna del Parque Natural del Tajo

En la Península Ibérica, el Parque Natural del Alto Tajo es el que más especies de aves rapaces y animales alberga. Y son principalmente las primeras las que han dado lugar a la creación de una Zona de Especial Protección para las Aves (ZPE). Por su tamaño y circunstancias orográficas y climáticas, el parque tiene una gran concentración de animales, depredadores y herbívoros, reptiles, anfibios y peces.

Parque Natural del Alto Tajo en Guadalajara
Parque Natural del Alto Tajo en Guadalajara. Foto por Celalulii. Wikimedia Commons.

Mamíferos

Los depredadores se encuentran entre los animales más abundantes en el bosque del Alto Tajo, y pueden encontrarse en casi todo el Parque Natural. La marta, el tejón europeo, la nutria europea y el zorro rojo son los mamíferos más comunes en la región, pero también se pueden encontrar gatos monteses, comadrejas, hurones salvajes y gineta en algunas localidades. Entre los animales salvajes se encuentran el jabalí, el ciervo, el corzo, el gamo, la liebre y el conejo.

Las especies animales del Parque Natural del Alto Tajo incluyen un gran número de animales pequeños. En todo el Parque Natural se pueden encontrar ardillas rojas, erizos, musarañas, musarañas pigmeas, musarañas, ratones de campo, topillos de campo y ratas ocasionales.

  ▷ 14 Mejores Lugares QUE VER EN GUADALAJARA

El LIC y ZEPA del Alto Tajo protege principalmente las poblaciones de las siguientes especies:

  • Desmán de los Pirineos, que reside principalmente en las orillas de los ríos y en las lagunas permanentes.
  • el murciélago menor de herradura, que habita en las cuevas y gargantas kársticas.
  • Nutria europea, que puede encontrarse en la mayoría de los ríos del Parque Natural.

Aves

Debido a las diversas gargantas y acantilados que atraviesan los ríos del Parque Natural, las aves de presa se ven con frecuencia, con una variedad de especies que sobrevuelan el cielo del parque. El buitre leonado es el ave de presa más frecuente en la región, y en las gargantas occidentales del parque natural del Alto Tajo, son comunes los cernícalos, gavilanes, halcones peregrinos, buitres, alimoches, águilas calzadas, águilas reales, milanos negros y halcones arbóreos.

Por la noche, se pueden encontrar en el parque natural búhos reales, búhos pequeños, cárabos y lechuzas.

Las aves paseriformes, los mirlos, los picos verdes, los arrendajos y las urracas son sólo algunas de las especies de aves más pequeñas que pueden verse en los cielos y rincones del Parque Natural del Alto Tajo.

La ZEPA del Alto Tajo protege al alimoche, al buitre leonado, al águila culebrera, al águila real, al águila calzada, al águila perdicera, al halcón peregrino, al búho real, al chotacabras, al martín pescador y a la curruca capirotada, entre otras rapaces y especies menores.

Peces

Los peces abundan en los cursos de agua del parque natural, que son populares para la pesca deportiva. El barbo y la trucha son las especies más comunes en los ríos de la región. La boga de río, la Bermejuela, el Barbo Comizo y la Locha Espinosa están protegidos por el LIC y la ZEPA del Alto Tajo.

Reptiles y anfibios

Las serpientes y víboras, entre otros reptiles, tienen su hogar en las comarcas y bosques del Parque Natural del Alto Tajo. La culebra de escalera, la culebra viperina y la víbora hocicuda son serpientes comunes en la Península Ibérica. El lagarto ocelado, la lagartija colirroja, la lagartija ibérica, la lagartija colilarga y la salamanquesa común son algunos de los reptiles más pequeños que se encuentran en la región.

La el sapo común, el sapo de hoz y el gallipato son los anfibios más frecuentes en el Alto Tajo.

Invertebrados

Es usual que haya una serie de especies de insectos e invertebrados autóctonos en un entorno natural. El LIC y la ZEPA del Alto Tajo protegen seis especies de invertebrados: Coenagrion mercuriale, un cenagriónido que abunda en los ríos del Parque Natural; Apteromantis aptera, una mantis religiosa que sólo se encuentra en unos pocos lugares de la Península Ibérica; Euphydryas aurinia, u onda roja, una ninfa en peligro de extinción; Actias isabelae, una polilla en peligro de extinción; el ciervo volante, un gran coleóptero; y el cangrejo de río ibérico.

Vista Virtual del Parque Natural del Alto Tajo

Cómo llegar al Parque Natural del Alto Tajo

¿Qué te ha parecido el contenido?

Your page rank:

Opiniones del lugar

Opiniones

No hay reseñas todavía. Sé el primero en escribir una.

Añadir tu opinión sobre este lugar


Otros lugares turísticos cercanos

Última actualización:

Autor
Índice
Artículos relacionados
Dónde alojarse